Todo se transforma

Ten 1 comentarios.

Después de la física cuántica, rollo karma

“Cada uno da lo que recibe. Luego recibe lo que da

Nada es más simple. No hay otra norma

Nada se pierde. Todo se transforma”

Ojalá lo explicaran así en clase de ciencias (lo de la energía, digo).

Es la letra de una canción de Jorge Drexler, que sale en el último anuncio de la ONCE. Me encanta. Estoy por cambiar el nombre del blog y todo, y en vez de “todo depende” ponerle “todo se transforma”. Es que me pierden los aforismos de pocas palabras y sin mucho sentido.

La letra completa de la canción es muy chula. Es una historia de amor y al mismo tiempo una demostración muy bonita de que la teoría de los seis grados también se aplica a los objetos. O sea, que cualquier objeto del mundo está conectado a cualquier otro a través de una cadena de objetos o lugares comunes de seis eslabones.

La ONCE siempre hace anuncios geniales. En este sale José María Íñigo leyendo un trabalenguas con un cupón pegado en la cabeza. El del cuponazo que decía “traerá cola”, de 1987, fue el primer anuncio que se hizo en dos partes en España (la primera , la del intríngulis, y la segunda, la que resuelve).

1 comentario

Deixar un comentario

O teu enderezo electrónico non se publicará